Aún están a tiempo de ir a otro blog a leer otra cosa.

Voyeurismo Lírico es un polvoriento depósito de ideas al que vengo a divagar desde los quince años. Encontrarás artículos de opinión sobre ética, política y otros temas relacionados con la filosofía, así como también mis incursiones en la prosa poética y otras manifestaciones de la retórica.

Mis escritos son crípticos hasta para Turing y mis pseudoensayos son políticamente incorrectos (dos cualidades que, para colmo del lector, considero sendas virtudes). Las entradas con publicación previa al 2012 son francamente malas, y me avergonzaría de su existencia en la red si no fuera porque me recuerdan que, a pesar de todo, he aprendido a escribir durante estos años.

Bienvenido al blog que nadie lee, del infortunado estudiante de filosofía que tiene ínfulas de escritor pero vive en Venezuela.

miércoles, 9 de enero de 2013

¿Y si Atlas Renuncia?



Una cita con la historia.

Es posible hacer predicciones muy precisas a futuro. Escribir hoy algo que siga siendo válido dentro de 50 años (con pesar de los incautos que desprecian el estudio de la historia y las premisas de las ideas con las que se comprometen). No se trata de clarividencia o algún tipo de razón oracular o revelación mística, sino de una capacidad que todos poseemos pero muy pocos practican: La abstracción. 

Quienes desestiman las leyes causales, así como aquellos que suelen juzgar una idea por solo el primer y último eslabón de la cadena argumental, lo tienen más difícil, pero Filósofos y estudiosos (algunos con mayor atino que otros) suelen tener esta habilidad. Uno de los casos más impresionantes es el de Ayn Rand y su epistemología objetivista, tan claramente expresada en cada una de sus novelas. La más ilustre: la rebelión de Atlas (Atlas Shrugged) y su advertencia al mundo de lo que sucede en una sociedad que inmola a sus productores ante la ambigua pretensión de un "bien común".

Al menos la mayoría de las personas con una mentalidad saludable, si bien no se preocupen en exceso por los demás, seguro que desean buena fortuna y felicidad a sus prójimos. Irónicamente, no podemos decir que sean muchos aquellos que se dan el tiempo de analizar cuales son los medios que pueden o debieran realmente seguirse para perseguir tan ansiado fin. Es de ambas características del hombre promedio que las élites pseudo-intelectuales con ansias de poder (poder sobre otros hombres) se han aprovechado desde el siglo XX para consumir y destruir todo lo bueno que puede producir la mente y el esfuerzo humano, a expensas de un "bien superior" que jamás hizo presencia. Así, el fantasma del colectivismo se ha paseado por nuestra sociedad bajo diferentes nombres y versiones. A veces como Fascismo, a veces como Comunismo. Pero los resultados siempre han sido los mismos: Los medios jamás fueron leales a los fines, y aunque se sacrificó todo lo que se supone debía sacrificarse, los resultados se devolvieron en contra a las masas desconcertadas, como un boomergang llamado realidad.

sábado, 5 de enero de 2013

El Demiurgo Y Su Dolor


Siempre, la obsesión por la creación
Sí, la ansiedad que acompañaba Pigmalión
Imaginar, ponerse en marcha y plasmar...dar vida
Que pecado imperdonable el consumirse en noches aburridas

Predecible, como este verso; no me encuentro, no lo pienso
Ahogando lo punzante en lo oscuro; en lo espeso del silencio
"¿Cuándo vas a comenzar?" respondo: "ya estoy en eso"
La incertidumbre me ha llevado a temerle al reflejo del espejo

No, no hay Galatea
Solo letras abortadas y preguntas sin respuesta
"¿Estás contento ahora? !Vale, hagamos una fiesta!"
"¡Brindemos por el gran acto!...que se quedó en potencia"

Siempre condescendiente, ausente, como semi-consciente
Queriendo escapar al vacío. "Por favor, ¡ahora en parapente!"
No sé si es miedo a la caída o querer que sea bien fuerte.
No es amor a la vida, si solo es miedo a la muerte.

martes, 1 de enero de 2013

¿Ser o Estar? Psico-Epistemología De La Procrastinación.



Cada día nos elegimos. Desde que abrimos los ojos al despertar, hasta el momento en que nuestros parpados caen y nos rendimos a los brazos Morfeo. Estamos constantemente escogiendo lo que somos y lo que queremos ser a través nuestros actos. Esta es la responsabilidad por la vida y por la libertad, una responsabilidad que puede ser ignorada, pero nunca sus consecuencias eludidas. No elegir, es una elección. Querer no ser, la gran ironía del Dasein

Para algunos la responsabilidad de ser es un peso insoportable. Desearían ser un objeto no animado, dejarse llevar por el oleaje bravío del mar de la realidad e ir a parar a donde sea que “su destino” hubiere de llevarles. Preferirían ser mandados, sumisos, ceder el volante de sus vidas a cualquier otro con interés de guiarla, sin preocupación de ser conducido al más profundo de los abismos y no salir de allí jamás.

Todos los derechos reservados.

Todos los articulos aquí publicados son única y exclusivamente de la autoría de Manuel Gerardi Y tanto estos como el Kuaguro están protegidos bajo derechos de autor.



















Buscar este blog